Convocatoria para el 9 de noviembre del 2018: La liberación del miedo con el Arcángel Miguel

                          Resultado de imagen de rayo azul

En algún momento de nuestra historia humana el miedo pasó de ser un mecanismo fisiológico de supervivencia a ser una creencia, un dogma, una manera de vivir, un entramado complejo y viscoso que recubre nuestras conexiones neuronales y que impiden procesar, comprender y percibir con claridad nuestra realidad. Una realidad intrínsecamente clara y concisa.
Lo que es, es. Lo que estoy siendo en este momento es claro y conciso.
Lo que siento es tal cual es.
Lo que sucede a mi alrededor es claro y conciso pero cuando pasa por el filtro mental y emocional ocurre el maravilloso proceso de la interpretación, la realidad propia, la diversidad y la belleza de la humanidad en sí.
Si todos percibiéramos e interpretáramos de manera objetiva seriamos como hormigas o abejas. Toda nuestra existencia creada para interpretar el mundo de la misma manera que mis iguales. Todos a la par por un bien común.
La belleza de nuestra existencia reside en que, aun formando parte y siendo todo un Único Ser, una única Conciencia y Luz, Él nos regala la visión individual de cada uno, la diferencia, la interpretación multiverso de cada una de las millones de existencias humanas que ha habido, hay y habrán. Todas, aparentemente existiendo por separado y ilusoriamente en una función individual y egocéntrica. Pero no es así desde una visión Universal y Cósmica.
Toda nuestra individualidad conlleva diversidad. La diversidad alimenta la infinidad de la existencia y todo va al Conocimiento y la Evolución del Universo.
Todo, absolutamente todo, pensamientos y emociones que nacen y producen baja o alta vibración, llevan a la evolución universal y a la Fuente.

La belleza nos rodea entonces por la infinidad de posibilidades de nuestra existencia. La diversidad, la diferencia, nos lleva al respeto que el Universo nos ofrece para decidir. Nada puede romper eso. Es una verdad inquebrantable. Nada puede romper la libertad de decisión. Aunque ilusoriamente creamos que no tenemos esa libertad o que nos la han arrebatado. Nosotros tomamos la decisión de ceder una libertad que jamas puede ser regalada, jamas puede ser arrebatada. Es parte de la luz de nuestra Alma.
Dios nos hizo libres para decidir y ahí esta la belleza en su infinidad de formas.
Otra cosa es, si no recordamos las estrategias o herramientas para utilizar esa libertad intrínseca nuestra. Y creemos haberla perdido.
Creer.
Creencias.
Rigidez o fe?.
Creo en mi alma?.
Creo que tengo miedo?.
Creer en mi alma nos lleva a la libertad.
Creer en el el miedo nos lleva a Matrix.
Quizá equivocamos el verbo.
Siento mi alma, siento otra realidad mayor, siento el amor por mi familia.
Pienso el miedo.
Así es. Dejemos el sentir para el alma. Y el alma no entiende de miedos.
Y dejemos el miedo para la mente.
Pero dejamos que la mente ocupe el lugar del alma, llevando con ella toda su mochila de pensamientos-creencias.
Está bien. El miedo no es intrínsecamente o propiamente humano. Pero la humanidad lo ha hecho suyo. La humanidad ha hecho intrínsecamente humano al miedo. Le ha dado el mayor poder de todos. Le ha dado forma, energía, consciencia, pensamiento. Lo ha convertido en una entidad humana. En algo externo.
Nos resulta difícil verlo como algo nuestro e impuesto. Y lo disfrazamos de infinidad de existencias externas e invasoras. Lo disfrazamos de jefe, de padre, de incapacidad, de lo desconocido, de lo inventado o imaginado, del vacío o el no existir, lo disfrazamos de muerte.

El miedo propio consciente, como el tengo miedo a los perros. Creado por una situación pasada traumática.
El miedo ajeno inconsciente, como el tengo miedo a la oscuridad, a lo que me pueda ocurrir, a no estar a la altura… Creado por la cultura, la sociedad, nuestros antepasados o padres y madres. Inconsciente porque no es nuestro y no comprendemos o no somos conscientes de su poder.
Podemos liberarnos de los miedos propios conscientes de diferentes maneras.
Pero, como nos liberamos de los ajenos inconscientes?.
Aparecen a veces como un pequeño desasosiego o malestar, un pequeña inquietud que puede ir creciendo poco a poco. O a veces una situación estresante desencadena un miedo ajeno insconsciente de manera abrupta.

Intentar controlar la realidad para que no aparezcan los miedos es misión imposible y frustrante. La realidad es la que es. Y nosotros decidimos cómo interpretarla.

Así entonces, podemos intentar observar nuestro interior, nuestro microcosmos. Porque si mis decisiones e interpretaciones, buenas o malas, en realidad sirven para la evolución del universo, puedo observar y dejar ser.
Observar y dejar ser al Miedo.
Dejar que salga.
El miedo lo crea nuestra mente y nuestra mente es creadora, así que ignorarlo no servirá de nada.
Nuestra mente no crea en base a realidades objetivas.
Nuestros sentidos perciben realidades objetivas.
Nuestro cerebro interpreta esas realidades creando pensamientos, cargándolos de emociones y a partir de ahí, esos pensamientos coloreados crean nuevas realidades.
Por ejemplo:
Mis sentidos perciben: un objeto de material metálico, de una tonalidad clara, con 4 partes que sirven para apoyarse en el suelo.
Mi cerebro crea el pensamiento seguido casi al instante por una emoción: una silla azul, metálica de 4 patas. Tiene pinta de ser incómoda.
El cerebro crea realidades: no voy a sentarme en ella y si tengo que hacerlo probablemente no estaré a gusto.

Otro ejemplo:
Mis sentidos: en la sala hay unas 120 personas.
Mi cerebro seguido de la emoción: la sala está llena. Tengo miedo de hablar delante de tantas personas.
La realidad que creo: no quiero salir a hablar y si soy capaz estaré tan nerviosa que lo haré fatal.

En este último ejemplo obviamos información y experiencias tan importantes como: los años que llevamos preparándonos para hablar de ese tema, que la gente que está ahí esta deseando escucharte y la mayoría no percibirá tus miedos o nervios y si es así no son su centro de interés, no han venido por eso. Has hablado delante de muchísimas personas a lo largo de tu vida, aunque no estuvieran todas juntas. Objetivamente eso no importa.

Por qué el cerebro nos juega esa mala pasada?. Obviar lo importante y centrarse en algo superficial que puede fastidiarnos el día o el momento?.

No importa. Observa y sé consciente de ello, simplemente. Estará bien ocurra lo que ocurra.
Observa y sé consciente si te invade el miedo.
Observa y sé consciente si decides tenerlo como compañero.
Observa y sé consciente de cómo funciona tu mente.
Esto te ancla en el presente.
Vívelo tal cual sea.
Vívelo plenamente.
El Arcángel Miguel te acompaña, al igual que tu miedo.
Sé consciente de su presencia también.
Pídele ayuda si el miedo empieza a actuar sobre tu corazón, tus nervios, tu ansiedad o el hermano mayor del miedo. El Pánico.

Arcángel Miguel, Miguel, Miguel.
Acompáñame en este momento donde llegan a mi las dudas y el temor.
Ayúdame a ver que lo que es, está siendo. Que lo que fue me hizo evolucionar. Y que lo que será está en mi libertad para decidir.
Ayúdame a ver ese plano de la realidad.
Libertad.
Veo lo que es. Observo, respeto, dejo ser.
Veo como mis sentidos perciben.
Veo como mi mente actúa, interpreta, colorea la realidad.
Veo la belleza de eso. Es parte de mi humanidad.
Veo en mi interpretación de la realidad colores claros y hermosos.
Veo colores oscuros y desconocidos.
Todos son parte de la Luz.
Veo mi miedo Miguel.
No me importa si sé de dónde viene o donde va.
Le veo.
Alumbra mi miedo Miguel, con tu rayo de luz azul.
Ahí estoy yo o parte de mi. Creyendo que no soy libre para decidir y dándole poder a un pensamiento, una creencia, que muchas veces no es mia.
Miedo, no eres nadie sin mi.
Yo soy tu creadora. Yo te doy alas o te doy grilletes.
Yo decido qué hacer contigo cada vez que apareces.
Respeto tu presencia, respeto que formes parte de mi.
Amo el mensaje que me traes. Pero yo decido transformar ese mensaje escuchando la voz de mi alma. Yo decido transformar un mensaje denso en pura luz.
Formas parte de mi, pero no eres Yo y Yo no soy Tú. No eres algo externo contra lo que luchar.
Eres parte de mi y amo todas las formas bellas de mi existencia. Todas y sin excepción me llevan a evolucionar.
Miguel me alumbra cuando creo no poder ver.
Me ofrece su manto azul para recordarme que no estoy sola en la comprensión de mi humanidad.

Gracias Miguel.

Con Miguel conseguimos la acción y la valentía para mirar y entrar en el portal de nuestros miedos. Miguel nos ayuda a mirarlos por primera vez, a preguntarles por primera vez, a tomar consciencia de ellos.
Pero no puede hacer nuestro trabajo.

Una vez entramos en nuestra oscuridad, debemos sanar, aceptar y amar.

Podemos llamar al Arcángel Rafael para ayudarnos a iluminar las habitaciones de los miedos inconscientes que no son nuestros y que se escapan de nuestra mirada.

La sanación de esa parte de nuestra humanidad debe hacerse desde el amor y el respeto hacia nosotros mismos y hacia nuestra dualidad. No podemos entrar en nuestra oscuridad con la intención de eliminarla o expulsarla.

Mensaje de Miguel:

"¿Cuando comprenderéis que la luz y la oscuridad, las vibraciones altas y bajas que emitís y consumís son parte de vuestra humanidad y de vuestra belleza como seres únicos en este Universo y como hijos de Dios?. La luz os hace ver el camino pero la oscuridad os hace avanzar por él.

Yo, Miguel, os ayudaré a entrar en esa parte vuestra que habéis decidido mirar de manera honesta y directa. Os acompañaré y os daré luz para atenuar el miedo a ese miedo que tenéis delante.
Yo disolveré con mi manto azul ese miedo al miedo y te abrazaré cuando lo tengas frente a ti para que la valentía y la honestidad que son parte de tu ser afloren con fuerza. Iluminaré tus ojos para que te ames en los momentos más oscuros y ames ese miedo como creación tuya que es.
Hermano de luz, la soledad no es ninguna condición, ni ninguna posibilidad que exista en el Universo. Así que no temas a enfrentarte solo. Dios no concibió en su creación la soledad.
Eso fue una creencia humana. No la creas y no actúes en la vida conforme a esa creencia.
Acompañarás a tus miedos con otra energía, sabiendo de mi y de mis Hermanos de Luz, sabiendo de ti y de tu Luz amorosa que proviene de la Fuente, sabiendo de tus seres queridos y amados que comparten plano y existencia terrenal en tu momento presente y sabiendo de las fuerzas de luz que muchísimos otros seres acompañan a la Tierra y a la Humanidad desde siempre. Y sabiendo de la energía de Gaia, que todo lo hace posible, el aire que respiras, el agua que bebes, la tierra que pisas, el calor que todo ser vivo desprende, la energía que todo elemento atómico compone a esta gran Madre Tierra. Todo se compone en este Universo para avanzar, todo se organiza y se estructura para que se produzca el avance y la evolución. Y. aunque ilusioriamente percibas un retroceso, o un estancamiento, no es así. Avanzas, siempre avanzas.
Ves hermano, como la soledad no existe en verdad?.
Vamos, te acompaño.

Rafael, Rafael, Rafael…

Estoy mirando al Miedo de manera honesta y aceptando cada emoción que me hace sentir. Con la ayuda de Miguel veo mi luz y su fuerza para mirar al Miedo.

A veces sé que nombre tiene, pero otras no y solo identifico que está por los efectos que surgen en mi cuerpo y mi mente. A veces el Miedo se llama soledad o inseguridad.
Cuando no sé su nombre me siento perdido y busco, sin darme cuenta en mi mente, y solo hallo más justificaciones y explicaciones para sentirlo. Cómo saber cuál es el nombre que toma en esos momentos si no puedo acceder a esa información desde mi mente?.

Mensaje de Rafael:
"Hermano, soy Rafael. Debes recordar si quieres saber el nombre del Miedo. Y no siempre estáis preparados para recordar. La mente tiene mecanismos muy efectivos para olvidar y tapar bajo capas de duras piedras recuerdos. El inconsciente es una puerta difícil de abrir. Es una puerta a la transformación integral de la persona. Atravesarlo desde una mente evolucionada puede llevarte a la evolución. Pero desde una mente anclada en creencias antiguas puede traerte densidad.
Pero, Hermano, el inconsciente que entendéis vosotros, es mental y abre la puerta a más recuerdos, más pensamientos, creencias, juicios y valoraciones.
Yo te hablo del inconsciente celular.
Los sucesos, recuerdos, vivencias, emociones… de esta vida y de otras sobretodo van configurando y cambiando vuestro ADN. Debes acceder a él para conocer cuales son los códigos de sanación de los Miedos. Tus células llevan los cambios asociados a tus antepasados y a tus vidas pasadas. También los de está vida.
Si hablas con tus células, ellas te mostrarán el nombre del Miedo que desconoces.
No hay células más importantes que otras. Las células del estómago te hablaran de una realidad, las células de los huesos de otras. Tus neuronas de otras.
Tú identificarás qué células necesitan hablarte, tú sabrás qué células necesitas escuchar.
Recuerda Hermano, que nada ni nadie soluciona ni transforma tu realidad. Tú recibes información y a partir de ahí decides.
Por tanto, tus células, te mostraran los cambios en tu Adn que se produjeron en ciertas circunstancias. Ahí hallarás el nombre. Recordarás, si tu alma está preparada, tu mente abierta, tu mirada honesta y tu miedo al miedo presente y consciente.
Si no, no recordarás.
Si accedes a su nombre, el miedo se disipará. Y detente ahí. Más adelante tu mente y tu mirada serán claras y sabrás que hacer o ya lo estarás haciendo sin darte cuenta. Al disiparse el miedo, fluirás en la situación.

Ocurra lo que ocurra yo te acompañaré junto a Miguel para darte luz en el camino.
Todo estará bien, sea lo que sea. Todo estará bien. Créeme."

Conviviremos con nuestros miedos por unos cientos de miles de años más, unos más que otros. Pero la Torre del Miedo no puede crecer hasta el infinito. Caerá por su propio peso de creencias ilusorias y cuando eso ocurra nos sentiremos desnudos, desprotegidos durante un momento. Para dar paso a la liberación del miedo, a la libertad de ser y existir.
Alimentar el miedo con mas miedo, nos lleva igualmente a una evolución, aunque tardaremos más, aprenderemos más como humanidad.

Mientras tanto, nos tenemos unos a los otros para recordarnos que el miedo es un software más que tenemos en nuestro cerebro. Que la verdad, la libertad y el amor se miran desde la visión del Alma y que es desde ahí es desde donde tenemos el poder de decisión, como seres individuales y como especie.
Y seguiremos recibiendo ayuda de Arcángeles, seres ascendidos, maestros, seres de otros planos. Y seguiremos recibiendo confusión y densidad por parte de otros.
Y nosotros aquí, en este punto concreto del Universo, únicos como somos, Dios nos observa y nos ama como parte suya que somos y expectante por ver como se desarrollan los acontecimientos con esa libertad, con la luz y con la mente que nos regaló.
Somos únicos, somos belleza pura. Amemos eso.
El Universo tiene infinitas sorpresas para la historia futura de la humanidad. Si las recibimos como oportunidades de evolución, el miedo tendrá menos hueco en nuestros corazones.

Sat Nam.



Relajacion/Conexión

“Nuestra respiración es la puerta de entrada a la conciencia del cuerpo presente y éste a su vez, al sentirlo, al recorrer sus diferentes puntos de luz nos hace recobrar la conexión física y mental con nosotros mismos y con nuestra Madre Tierra. Y al abrir las cerraduras de la conciencia del cuerpo físico hallamos nuestra verdadera presencia y fuente de luz.
Con conciencia presente (yo estoy), con cuerpo y mente centrados en el instante (yo respiro, yo aparto los pensamientos) y alma abierta y en expansión (yo soy aquí y ahora), observamos nuestra alma, nuestra luz, nuestra energía. La reconocemos como nuestro verdadero Yo, el que conoce lo que de verdad nos acerca a la paz con nosotros mismos y con los demás.”

Meditación

Meditación para observar nuestra vida terrenal, subir a una perspectiva más elevada para colocar los sucesos de nuestra existencia en el Contexto Universal. Y así comprender, descender y volver a ver nuestra vida desde nuestra Consciencia Superior.
Cierre de Encuentros de Luz

Daremos fin a la sesión compartiendo impresiones, experiencias, pensamientos, sensaciones que se hayan tenido, quien así lo desee.
Repartiremos los mensajes canalizados.
Ofreceremos una oración de agradecimiento a los presentes, los Guías y seres de Luz.

Gracias, gracias, gracias.

Lugar:
BlueMoon Dansa Pilates Ioga,
Avinguda Mónaco, 37, 08917, Badalona.
Fecha y hora:
Viernes, 9 de noviembre a las 19 horas.
Recomendaciones: 
Agua.
Ropa cómoda, a ser posible de colores claros.
Esterilla, cojín o mantita para taparte durante la meditación.


Contacto:

Si quieres asistir a Encuentros de Luz o quieres contactar para recibir más información puedes encontrarme a través de facebook o gmail.

encuentrosdeluz.agartam@gmail.com

https://www.facebook.com/Encuentros-de-Luz-209847059572895/

Compartir:
Compartir:


Compartir:

Convocatoria para el 12 de octubre 2018. Próposito: La sanación




Por algún motivo el Arcángel Rafael me acompaña estos días y se abre en mi un proceso de reflexión, indagación y sobretodo sanación para mi, mi entorno y los que me rodean. Y así me lo hace saber. Sin saber qué, cómo ni cuándo, me pongo a canalizar y a escribir guiada por su luz y con la incógnita del mensaje que nos traerá para Encuentros de Luz.


La sanación es un proceso de cambio y evolución. No es un poder ni un efecto milagroso. Es una habilidad que todos poseemos. En realidad el estado natural del Ser es existir “sanado”, nuestra Alma es pura y no tiene nada que sanar. Pero convive con un cuerpo físico, emocional y mental que sí necesita de esta habilidad. 

Buscamos la sanación y sus resultados antes de encontrarla en nosotros mismos. Todos tenemos la capacidad de sanarnos y sanar pero en un mundo de limitaciones mentales, el infinito de posibilidades de ser y existir se limitan a muy pocas.
Quizá creamos que el sanar es eliminar enfermedades físicas o emocionales. Y no se trata de eso. Sanar es entrar en un estado de conciencia donde aceptas comprendiendo situaciones que han de ocurrir, donde conoces cuándo, cómo y por qué sanar y sobretodo adquieres una mente sin límites ni fronteras, dejando a tu alma expandirse para que el resto de partes físicas que la acompañan funcionen a la par.

La mayoría de veces nos sanamos y sanamos a otros de manera inconsciente. De igual manera enfermamos. La enfermedad (mental o emocional) no es lo contrario de la sanación. La enfermedad es la puerta de entrada a ella. Cuando enfermamos algo nos esta avisando de que algo no funciona cómo debería. Es el momento de mirar a la cara a esa enfermedad. No ignorarla y observar qué nos está mostrando y si estamos dispuestos a atravesarla para aprender de ella. Atravesarla ya es parte de la sanación porque evolucionamos. Independientemente o no de si finalmente esa enfermedad nos vence o ha venido para quedarse.
Atravesar la enfermedad es entrar en la oscuridad, en lo desconocido, en el miedo, el terror y el pánico. Creemos que ninguno de ellos es nuestro, sino algo externo al que debemos enfrentar luchando. Creemos que la enfermedad no es nuestra, el miedo tampoco y todos nuestros esfuerzos se centran en eliminarlos.
Sí son tuyos. No es tu culpa. Nadie es culpable de nada. La culpa no existe en el Universo. Es un concepto humano y mental. Todo ocurre por algo. Si enfermaste por llevar una vida con poco cuidado de tu cuerpo, la enfermedad te muestra algo. Si enfermaste aun llevando una vida sana y cuidada, la enfermedad te muestra algo. Nada es justo o injusto.
Perdemos la visión real y Universal de la función de una enfermedad. En realidad no deberíamos llamarlo enfermedad sino Cambio. Un planeta no enferma cuando llega al final de su existencia tal como ha sido, se prepara para un cambio o transformación. Un cáncer de igual manera es un cambio hacia otro estado de conciencia y de materia. Una depresión igual.
La enfermedad conlleva sufrimiento. Pero no deberíamos llamarlo sufrimiento, sino resistencia al cambio, a la evolución. Y esa resistencia puede llevar a la transformación total o la muerte entendida como concepto humano. Aunque solo es una transformación más.

La resistencia es el miedo a lo desconocido. Es el no vivir. Es el malgastar la vida y la energía en evitar ese cambio, que tarde o temprano llegará de un modo u otro.
Cuantas cosas en vuestras vidas os resistís a cambiar! Que fluido sería todo si acompañaráis de la mano a cualquier cambio que se produjera en vuestras vidas!!
Pero que poco humano sería actuar sin miedo, sin resistencias, sin sufrimiento. Tan acostumbrados a estos compañeros inseparables. Que otra estrategia sino aceptarlos también como compañeros pero dando el paso de tomar conciencia de cuándo se apoderan de nuestra vida y agradecerles su labor tomando las riendas en momentos clave!!

El final del sufrimiento, el miedo, la enfermedad y la resistencia aún están lejanos pero mientras podemos empezar a tomar conciencia de su verdadera posicion en el universo y en nuestras vidas desde la visión del Todo y quitarles así el poder que les hemos otorgado durante tantos y tantos siglos.
Nada es bueno ni malo en sí, más allá de vuestros valores éticos y morales y necesarios de convivencia humana. Pero a efectos de una visión cosmológica y de la función de nuestra alma aquí en la Tierra, esas creencias y valores no deben regir nuestra vida de una forma estricta. Ni la muerte, ni la enfermedad, ni las catástrofes, ni las desgracias, en vocabulario humano son buenas ni malas. Solo son, existen al igual que nosotros. Nosotros también podemos ser vistos o tratados como si fueramos una enfermedad, un sufrimiento, una resistencia para otros. Imaginaros eso. Y que el otro luchara contra nosotros con todas sus fuerzas para que dejáramos de existir, desaparecer, sin ninguna explicación ni diálogo. Sin importarle por qué actuamos como actuamos, por qué nos malinterpreta o tiene esa creencia de nosotros.
Alguna vez os habéis comportado así con alguien?.
Alguna vez alguien se ha comportado así con vosotros?. Como si fueráis una enfermedad, un sufrimiento, un elemento perturbador?.

La sanación no es propia de algunos maestros o personas con poderes especiales. Todos tenemos ese potencial y podemos desarrollarlo. Solo hemos olvidado como hacerlo.
Pero cómo?. Nuestras células pueden autosanarse, pueden hacerlo por ellas mismas pero la persona es cuerpo y alma y ambas deben sincronizarse, siendo conscientes la una de la otra, trabajando conjuntamente, disolviendo los limites de la realidad, centrándose en la energía del Todo, de la Fuente, de nuestro Origen.

El cómo es lo de menos. Meditación, imposición de manos, canalizando energía, utilizando elementos intermediarios pero potenciadores como cristales, hierbas…. Como a cada uno le resuene.
Todos ayudan, todos potencian, pero el origen de la sanación está en nosotros.
El cambio interno, el cambio externo… un proceso sanador puede ser tan radical que puede ser vivido como una enfermedad. Una enfermedad es una sanación en sí. Cambia energías, materia, cambia pensamientos, ideas, creencias, cambia a la humanidad.

Como conecto con mi habilidad sanadora?.
Todo comienza con una pequeña vibración. La vibración de tus células, pequeñas, casi tan imperceptibles pero ahí están. Cada célula compuesta por millones de átomos que vibran, sus partículas, electrones, vibran. Y siendo conscientes de que esa vibración no se produce en un espacio físico, tangible, ya que se da en un ínterespacio. Miles de millones de electrones de nuestro cuerpo girando y produciendo una vibración, un cambio magnético a su alrededor. Uno tras otro, uno más otro.
En un vibración sin fin y al compás de la vibración de nuestra alma. En sintonía ambas.
Al igual que has sentido la vibración de los electrones de tu cuerpo, sientes la vibración de tu alma. Una vibración única e irrepetible, pues vibra por las épocas vividas, los planos existenciales vividos, vibra por la alta o la baja densidad, vibra por lo lejos o cerca de la Fuente, vibra por la conciencia que tenemos de ella misma… y así un sinfín e interminable listado de sucesos que hacen que un alma vibre de una manera u otra. Nunca ni una igual por pequeña o corta que haya sido su intervención en la Tierra.

Vibración física y vibración álmica se resuenan, en consonancia. Cuando se descuadran, desajustan todos los elementos vibratorios. Cuerpo y mente cada uno a la suya. Cada uno intentando sobrevivir sin importarle demasiado al otro. Esto no puede convivir mucho de esta manera.
Si logramos recuperar ese patrón vibratorio corporal y del alma, podremos sanarnos, siempre y cuando la enfermedad ya haya cumplido o casi cumplido su cometido evolutivo.

Existe una energía sanadora externa que es cuando pedimos ayuda desde el alma. Una energía que activáis vosotros pero que se impulsan desde otros lugares, otros seres, otras existencias, otros planos. Vosotros os convertís en canales por donde pasa esa energía. Entonces desde otros lugares nos abren portales dimensionales que nos acercan a existencias o planetas dispuestos a comprender y evolucionar.

Y existe la energía sanadora interna. Cuando nuestra alma es capaz por ella misma de sanarse porque tiene el patrón vibratorio de cuerpo y alma en consonancia y no necesita ninguna ayuda externa para hacerlo. Entonces nuestra alma es capaz de viajar a través de portales dimensionales que nos acercan a otras existencias.
Lo hagamos como lo hagamos, la sanación nos conecta con el Todo.
Por tanto, buscaremos la danza vibracional entre nuestra alma y nuestro cuerpo físico para ser conscientes de que es igual a la vibración universal y así conectar con la sanación, ya sea interna o externa.

No olvidemos que el concepto de sanación no significa curar enfermedad. Es un concepto universal mucho más amplio que comprende muchos aspectos evolutivos de la persona.
La sanación es un proceso evolutivo muy personal y cada uno la comprende de una manera diferente. 1000 maneras de sanar, 1000 maneras de ayudar y ser ayudado.

Quizá penséis que hallar esa sintonía entre vibración corporal y álmica es una tarea imposible. Sí, si la visualizamos como un concepto general y que sólo puede funcionar si conseguimos derrumbar todas las barreras y límites. Esa creencia nos limita. Y en la vida humana, por suerte, los logros que se consiguen después de un camino lleno de aprendizajes y dificultades son integrados en la persona cambiando su esencia. Así, poco a poco, tomando conciencia, meditando sobre ello, practicando, confiando y con la ayuda de los seres de alta vibración, iremos andando el camino hacia la sanación individual y colectiva.
El Amor a nosotros mismos y a los demás, el respeto por lo que viven y sienten las demás existencias es el mejor proceso sanador que pueda existir. Amarte y amar sin condiciones.
Empieza por ahí.


Meditación

Contectaremos con los patrones vibracionales corporales y de nuestra alma para así poder sincronizarlos, unirlos, como cuerpo a Universo, como Alma a Fuente.

Cierre de Encuentros de Luz

Daremos fin a la sesión compartiendo impresiones, experiencias, pensamientos, sensaciones que se hayan tenido, quien así lo desee.
Repartiremos los mensajes canalizados.
Ofreceremos una oración de agradecimiento a los presentes, los Guías y seres de Luz.

Gracias, gracias, gracias.

Lugar:
BlueMoon Dansa Pilates Ioga,
Avinguda Mónaco, 37, 08917, Badalona.
Fecha y hora:
Viernes, 12 de octubre a las 19 horas.
Recomendaciones: 
Agua.
Ropa cómoda, a ser posible de colores claros.
Esterilla, cojín o mantita para taparte durante la meditación.


Contacto:

Si quieres asistir a Encuentros de Luz o quieres contactar para recibir más información puedes encontrarme a través de facebook o gmail.

encuentrosdeluz.agartam@gmail.com

https://www.facebook.com/Encuentros-de-Luz-209847059572895/







Compartir:

Convocatoria para el 14 de septiembre del 2018. Propósito: Recuperar la conexión con la Humanidad y con el Ser Uno

Convocatoria para el 14 de septiembre del 2018
Propósito: Recuperar la conexión con la Humanidad y con el Ser Uno

Imagen relacionada 

 
En algún momento de nuestra evolución perdimos el sentido de la unidad con el todo. La unidad con nuestra propia especie, con el entorno que nos rodea, cada ser vivo y cada piedra, con nuestra Madre Tierra. 
En algún momento algo o alguien nos hizo creer que el ser individual tenía más posibilidades de existencia que con otros y si se unía a otros era para beneficio propio.
Algo en nuestro cerebro se desconectó, pero no en nuestra Alma. Hoy en día esa Unidad se reactiva en momentos de urgencia, peligro o miedo extremo (atentados o catástrofes naturales). Parece como si en momentos de extrema necesidad esa conexión se encendiera y funcionamos y vemos claro que con la unidad y la fuerza que la mueve, el Amor, evolucionamos y superamos cualquier dificultad.

Pero ¿qué ocurriría si un día esa conexión con la unidad siguiera funcionando tras afrontar una situación que pone en riesgo nuestro bienestar, nuestra supervivencia?.
¿Existe físicamente alguna parte de nuestro cerebro, alguna función o estructura que sea la llave para funcionar en unidad con el resto de la especie humana y con todo nuestro planeta?.

Para sentir esa unidad con los demás antes debemos sentir nuestra unidad con el Todo. 
Nosotros formamos parte del Todo. 
No solo formamos parte de una montaña o un elefante. 
No solo formamos parte de otras personas, de un río o una estrella. 
Formamos parte y estamos unidos al Todo, antes de que existiéramos físicamebte, cuando dejemos de existir, en este preciso instante.
Formamos parte del Todo, donde estoy y soy y donde no estoy o no he sido.
Formo parte del Todo en lo que he amado y en lo que no, en la relación que he tenido con cualquier persona, objeto o experiencia y también formo parte en lo que no.
Cuando pueda comprender incluso que ni siquiera soy un elemento individual formando parte de un Todo, si no que Yo Soy ese Todo.
Cuando pueda comprender que no soy una parte más pequeña o divisible del Todo, sino que aunque aparentemente pueda estar en separación sigo unida al Todo porque yo soy el Todo.
Porque el no haber estado, existido o sentido no existe. Y mi aparente no existencia, antes de yo nacer por ejemplo, sigue implicando mi unión al Todo.
Y cuando pueda comprender o sentir que yo soy estrella, yo soy montaña, yo soy tú, yo soy todos, y que todo lo que haga, sienta, piense, diga o no, seguirá formando parte del Todo.

¿Y cómo llego a sentir que yo soy Todo?.
¿Cómo llego a sentir que mis acciones, emociones y pensamientos forman parte de la montaña más alta del mundo, o de un animal extinguido, o del núcleo de la Tierra, o de lo que le sucede a una anciana que llega al final de su vida?.
Abandonando el Yo temporal, el Yo Espacial.
El Yo que le importa el tiempo, proviene del Ego.
El Yo que le importa lo que ocurre en su espacio más próximo proviene del Ego.
Pero el Yo que comprende que el Tiempo solo es una característica más del plano en el que existimos, que es relativo igual que el Espacio y que por lo tanto su existencia lo es por encima de cualquier aspecto físico de la realidad que nos rodea, es el Yo Superior. Es nuestra Alma. Es la Consciencia.
Y cuando la Comprensión y el Amor despiertan y funcionan juntos, abrimos nuestro Tercer Ojo, nuestra Glándula Pineal y sentimos esa Unión.

¿Cómo desmonto el teatro de mi existencia individual unida a unos pocos, familia y amigos?.
¿Cómo puedo sentir en mi día a día que mi existencia es tan importante?.
¿Cómo puedo sentir que formo parte del Todo?.
Parándote a observar tus pensamientos y emociones y colocándolos en el lugar del Universo donde realmente pertenecen.
No importa cuándo ni cómo lo hagas porque ni el tiempo ni el espacio importan. 
No importa si lo haces sumido en la tristeza después de una discusión con un ser querido, creyendo que es demasiado tarde. El tiempo no importa.
No importa si lo haces en un lugar fuera de contexto. El espacio no importa.
Cuando comprendes que todo lo que sientes está bien y observas esos sentimientos y emociones.
Cuando dejas de analizarlos, buscando causas, buscando respuestas que solo te llevaran a generar más emociones y miedo. Solo observa y fascínate de la emoción en sí. Nada más.
Solo siéntela porque estás experimentando tu existencia presente plenamente.
No intentas deshacerte de esa emoción. Y tampoco intentas alargarla pensando cosas que lo hagan.
Solo vívela. Y en tu observación mira el contexto donde está, sin juzgar, analizar o valorar. Solo observálo. Un contexto concreto lleno de explicaciones, causas y conscuencias, cargado de temores. Ese contexto lo pone tu Ego, tu Yo físico.
Pero si intentas ver el contexto de esa emocion desde tu Yo Superior, verás tu Existencia plena en esta vida, en otras, en este plano o realidad, en otros, en el Universo y el significado de esa emoción dentro de su verdadero contexto se da a conocer en su Objetividad Universal y en la importancia que tiene su existencia tal como es.
Esto parece muy complicado pero no lo es.

“ Arcángel Miguel, ayúdame en este momento. Porque me siento perdido, confuso en la emoción que me embarga y no veo las cosas con claridad. No sé qué hacer y si lo sé, no sé cómo hacerlo. Tengo miedo”.

La confusión de tu dolor solo es una nube, una niebla que tapa la cima de la montaña que escalas. Deja de centrar tu atención en la niebla que tapa. Céntrate en tu emoción, déjala existir y colócala en el contexto de la Montaña. No pienses en la cima como objetivo, no pienses en que la niebla tapa la cima. No es eso, hermano.
Tu emoción es la montaña, tu niebla es la montaña, la cima es la montaña. Tú eres la montaña, pero sobretodo Tú eres el camino presente que andas en este instante.
Imagina que un águila te presta sus ojos y desde lo alto puedes ver la montaña, la cima, lo que hay detrás. Puedes ver tu existencia pasada, lo que has caminado y lo que tienes por delante, lo que caminarás. Puedes ver todos los obstáculos que has encontrado en tu ascenso. Pero sobretodo tu visión de águila deja que veas como tu existencia presente lo envuelve todo. Te ves, parado ante la niebla. Desde arriba parece tan fácil atraversarla… Desde abajo te acompaña el inseparable miedo. Pero ahora puedes verte, puedes ver la niebla, y lo que hay detrás, puedes ver tu miedo. Obsérvate, Tú eres todo. Es tu montaña, son tus miedos, tus monstruos, tus obstáculos, muchos de ellos creados por ti mismo y por tu mente por tener miedo al miedo. Otros miedos decididos por ti en otras vidas, los conoces, los recuerdas.
Adelante hermano, el águila te ha dejado ver parte de la plenitud de tu existencia para sentir y comprender tu presente desde una perspectiva más elevada.
Pero no solo hay una montaña, tu montaña. Hay infinitas montañas por escalar o caminar.
Todo es importante, pero aquí hablamos de visión y perspectiva. Sólo cambia de mirada, ponte los ojos de águila cuando te sientas confuso, bloqueado o paralizado por la emoción.
Yo te ayudo, yo te acompaño, te doy luz si hace falta. Siempre.”

Ahora está en mi mano. Voy a detenerme a observar, todo lo que me invade por dentro y me ciega por fuera. Voy a dejarlo existir en mi. Voy a dejar de buscar respuestas dentro de mi contexto personal. Y dejar de hacer preguntas. Silencio revelador.
Pido ayuda, mi luz, mis guías.
Busco mi contexto dentro de mi Realidad Universal. Mirada de águila.
A la Realidad Universal puedo hacerle todas las preguntas que quiera. Porque todas se desvanecen en que la pregunta es la respuesta.
Alejarme de mi Yo particular, para tocar la inmensidad y lo infinito y regresar a mi Yo Superior con la comprensión del Todo. Y no es que suceda que aquello de que algo parecía tan importante y ya no lo es. Al contrario. El cambio de visión y perspectiva no sirve para quitar importancia a los sucesos humanos.
El cambio de visión sirve para ver cuan importante es ese suceso por pequeño que parezca dentro de nuestra existencia.
Pero lo fantástico y maravilloso de la cuestión es que tampoco el cambio de visión o perspectiva nos sirve para tomar una decisión o un camino mejor o más correcto. Las elecciones son solo ilusiones creadas por nuestra confusión.
Cuando ves las cosas, percibes tu existencia con la claridad de la luz que recibes del Univeso y tu propia luz, las elecciones no son necesarias. Todo fluye en un único camino claro y despejado. Porque todos los caminos son la mejor elección cuando los caminas con la ayuda del águila y del Arcángel Miguel. Cuando los caminas gozando de tu propia luz y del amor que puedes llegar a desprender por todo cuanto te rodea.


Relajacion/Conexión

“Nuestra respiración es la puerta de entrada a la conciencia del cuerpo presente y éste a su vez, al sentirlo, al recorrer sus diferentes puntos de luz nos hace recobrar la conexión física y mental con nosotros mismos y con nuestra Madre Tierra. Y al abrir las cerraduras de la conciencia del cuerpo físico hallamos nuestra verdadera presencia y fuente de luz.
Con conciencia presente (yo estoy), con cuerpo y mente centrados en el instante (yo respiro, yo aparto los pensamientos) y alma abierta y en expansión (yo soy aquí y ahora), observamos nuestra alma, nuestra luz, nuestra energía. La reconocemos como nuestro verdadero Yo, el que conoce lo que de verdad nos acerca a la paz con nosotros mismos y con los demás.”

Meditación

Meditación para observar nuestra vida terrenal, subir a una perspectiva más elevada para colocar los sucesos de nuestra existencia en el Contexto Universal. Y así comprender, descender y volver a ver nuestra vida desde nuestra Consciencia Superior.

Cierre de Encuentros de Luz

Daremos fin a la sesión compartiendo impresiones, experiencias, pensamientos, sensaciones que se hayan tenido, quien así lo desee.
Repartiremos los mensajes canalizados.
Ofreceremos una oración de agradecimiento a los presentes, los Guías y seres de Luz.

Gracias, gracias, gracias.

Lugar:
BlueMoon Dansa Pilates Ioga,
Avinguda Mónaco, 37, 08917, Badalona.
Fecha y hora:
Viernes, 14 de septiembre a las 19 horas.
Recomendaciones: 
Agua.
Ropa cómoda, a ser posible de colores claros.
Esterilla, cojín o mantita para taparte durante la meditación.


Contacto:

Si quieres asistir a Encuentros de Luz o quieres contactar para recibir más información puedes encontrarme a través de facebook o gmail.

encuentrosdeluz.agartam@gmail.com

https://www.facebook.com/Encuentros-de-Luz-209847059572895/

Compartir:

Compartir:

Propósito del mes: Un Nuevo Comienzo ( video-audio de la meditación)

Es hora de iniciar una nueva manera de vernos, amarnos y respetarnos para así poder hacerlo con los demás. Una nueva manera de visualizar nuestra realidad y sentirnos a nosotros mismos. Un nuevo comienzo.

Compartir:

Propósito del mes: Las emociones de Agua (video-audio de la meditación)

Entendamos esta Energía como tal y no como el elemento H2O, que vino a posteriori. La Energía Origen creó el Agua como elemento que la identificara, como materia para hacerla posible en el mundo tangible. La Energía Agua u Origen está presente en todo el Universo, incluso en el desierto más árido o el planeta más inóspito. También esta presente en las estrellas y en nuestro Sol.

La Energía Origen es la paz absoluta, la paz infinita, donde todo suceso posible ocurre y existe en harmonía con su existencia. Y por tanto no hay cabida a la duda o al miedo. Contienen Energía Madre y Padre, contiene el Todo, el Infinito de posibilidades.
La Energía Origen es el Ser Uno. El Ser Uno es energía Origen, pero también muchas más. Aunque las demás provengan de ella.


Compartir:

Propósito del mes: Las Emociones de Tierra (video-audio resumen de la sesión)

 Las Emociones de Tierra tienen que ver con la seguridad en uno mismo, con la conexión al hogar o lugar de origen, con el vínculo familiar, con el tipo de personalidad o caráter que tenemos, con el respeto a nosotros mismos y a los demás (respeto hacia la familia y nuestro hogar, casa, pueblo, ciudad, país o Tierra). Son las emociones que tienen la visión global de que todos somos hermanos y buscamos lo mismo y que al ayudarnos unos a otros se produce la evolución del ser humano.

Compartir:

Convocatoria para el 10 de agosto del 2018. Propósito: Un nuevo comienzo

Imagen relacionada


Inicio esta convocatoria con el poema de Calderón de la Barca La Vida es Sueño

Es verdad, pues reprimamos 
esta fiera condición,
esta furia, esta ambición,

por si alguna vez soñamos.
Y sí haremos, pues estamos 

en mundo tan singular, 
que el vivir solo es soñar;
  y la experiencia me enseña 

que el hombre que vive, sueña 
lo que es, hasta despertar. 

Sueña el rey que es rey, y vive 
con este engaño mandando, 
disponiendo y gobernando;
y este aplauso que recibe 
prestado, en el viento escribe
y en cenizas le convierte
la muerte (¡desdicha fuerte!):

¡que hay quien intente reinar 
viendo que ha de despertar 
en el sueño de la muerte!

Sueña el rico en su riqueza,
que más cuidados le ofrece;
sueña el pobre que padece 
su miseria y su pobreza;
Sueña el que a medrar empieza, 
sueña el que afana y pretende,
sueña el que agravia y ofende,
y en el mundo, en conclusión, 
todos sueñan lo que son, 
aunque ninguno lo entiende.

Yo sueño que estoy aquí,
destas prisiones cargado;
  y soñé que en otro estado 

más lisonjero me vi.
¿Qué es la vida? Un frenesí.
¿Qué es la vida? Una ilusión, 
una sombra, una ficción, 
y el mayor bien es pequeño;
que toda la vida es sueño, 
y los sueños, sueños son. 



Soñé con este poema sin recordarlo, una vaga idea o imagen del libro volvía a mi mente por haberlo leído en la escuela cuando debía tener unos 12 o 13 años con poco o ningún interés. Y al igual que me vino el poema, llegó a mi recuerdo el nombre del autor. Y me decía que intentara interpretar el poema desde la visión de mi corazón, sin leer previamente interpretaciones.
Al leerlo nada o poco entendí, más que un batiburrillo de palabras mezcladas hablando de sueño y realidad. Empecé a escribirlo. Y al hacerlo interioricé, comprendí o interpreté.
¿Que tenia que ver Calderón y su poema con Encuentros de Luz?
Con el comienzo, el inicio, el nacimiento, me venía, me sugería.


Para nosotros el sueño es algo no real creado por nuestra mente o imaginación. La realidad es la verdad, la que nos rodea y nos da prueba de su existencia a cada momento.
Pero que és mas real, ¿lo que podemos tocar, oler, ver con nuestros sentidos o lo que podemos sentir con nuestras emociones, nuestros sentimientos?. ¿Acaso es más real la picadura de una abeja que la emoción de rabia al perder algo de valor, por ejemplo?. Ambas lo son.
Si ambas son igual de reales, ¿que hay cuando ocurren en un sueño?.
El teatro que crea nuestra mente en un sueño para hacernos creer que estamos sintiendo miedo, pasión, aleg
ría... es real?. No es real lo que ocurre pero sí la vivencia o la emoción?.
¿Nada lo es?.
¿O lo es todo?.
¿Y si un día despertamos y resulta que todo era un sueño?.
¿Y si un día soñamos que todo lo que existe es real, sea sueño o no?.
¿Y si a partir de ahora vemos tan reales nuestros sueños como el estar despierto y aprendemos de ambos?.

¿Y si no pudieramos distinguir entre uno y el otro? (hablariamos de una enfermedad  mental o un desajuste neurológico).

¿Y que hay de los sueños despiertos o las aspiraciones, como solemos llamarlas?. Cuando soñamos lo que quisiéramos ser o donde quisiéramos llegar.
¿Esos sueños son desde la mente o desde el alma?.
¿Qué diferencia hay entre soñar desde la mente o desde el alma?.
Los sueños mentales van ligados a la prosperidad material y afectiva ("conseguiré ese trabajo para ser un gran abogado y podré tener la casa y el coche de mis sueños", " si consigo atreverme a pedirle salir me casaré con la chica más guapa del instituto").
Los sueños del alma van ligados a la evolución como ser humano (me gustaría aprobar el examen para trabajar de lo que realmente me gusta y creo que me haría feliz). 


El poema habla de ambos tipos de sueños, los oníricos y los despiertos. Nos habla de que si reprimimos nuestros sueños, por miedo, pereza, vergüenza... no podremos evolucionar.
Vivimos malgastando los sueños en soñar quienes ya somos, sin ir más allá. Limitamos nuestros sueños. Y en verdad no somos lo que creemos ser y nos damos cuenta de ello al despertar, a veces demasiado tarde.
Algunos esperan despertar del sueño en el momento de morir. Y han pasado toda la vida soñando quienes creen ser. Y en esa Creencia de quienes somos, los halagos, lo que recibimos por quienes creemos ser, solo "serán aplausos en el viento" (como dice Calderón), algo volátil, no real, que desparece rápido y siempre necesitarás más.
Para seguir manteniendo tu sueño de quien crees ser, necesitas pruebas constantes de ello. Pruebas que son cenizas. Y en cenizas te convierten. Y al morir y ver que tu vida ha sido un sueño, una creencia, despiertas demasiado tarde. 


¿Y como sé cual es mi identidad verdadera? ¿Quién soy yo realmente, si mi creencia sobre quien soy solo es una ilusión de mi mente?.
Mi verdadero Yo, es aquel que no me pide pruebas continuas para reafirmar su existencia.
El que no supone un esfuerzo continuo de reafirmación.
El que no necesita apegarse a nada ni defender sus aparentes intereses.
El que necesita todo eso es nuestra creencia de lo que creemos ser, nuestro Ego. Y vivimos en un sueño de alimentar sin fin a un ego que siempre tiene hambre con la falsa promesa de que mientras más le demos, más seguridad y más reafirmación nos dará.

Pero cuando descubrimos la presencia que no pide pruebas de su existencia, que no necesita esforzarse para reafirmarse porque su propia existencia ya lo es. Cuando percibimos la presencia que no tiene apegos ni nada que defender, nos percatamos de que nuestro Ego lo mantenía secuestrado y dormido a base de creencias. 

¿Y cómo llegamos a nuestro verdadero Yo?. 
No negando nuestro Ego, ni nuestra torre de creencias sobre nosotros mismos. 
Tomando consciencia de todos ellos como parte de la construcción de mi humanidad. 
Agradeciendo su infatigable y agotadora labor que no tiene fin hacia nuestro sufrimiento. 
Perdonando cada parte de mi existencia que humana y ciegamente siguen al Ego y a su torre de Creencias.

"Gracias Ego, me acompañas con la intención de facilitar mi supervivencia. 
Gracias Ego, porque naces de las Creencias de otros que se instalan en mi.
Gracias Ego porque me has acompañado desde siempre.
Gracias pero ahora te veo. Ahora te traspaso.
Gracias Ego, pero ahora sé que aunque actúes sin darme yo cuenta, sé que no te necesito.
No necesito que crees en mi, ansiedad para rellenar mi hueco de inseguridades, comprando, pidiendo o acumulando. Creando Apegos.
Porque el agujero de mi inseguridad no se tapa a tu manera.
El agujero de mi inseguridad o mi miedo no se tapa.
Dejo que brote y que sangre si hace falta.
Ya no me creo lo que me dices que Soy, porque ese Ser siempre necesita de algo externo para hacermelo creer.
Ahora quiero quedarme sola con la batalla de mis demonios. Sin taparlos, sin enmascararlos. 
Y yo decidiré qué hacer con ellos. 

Y llamo a mi Yo Superior. Respirando. Porque solo necesito eso. Respirar y ser. Respirar y ser.
Y en este instante, Yo estoy aquí, sin necesitar nada para reafirmarme, porque estoy existiendo sin mas. Sin justificarme a mi, ni a nadie de los por qués y las causas o motivos de todo lo que haga o diga.  
Sólo yo. Solo presencia. Sin creencias de nada. Sin necesitar nada. 
No creo nada de lo que he creído ser. Porque solo Soy.
No necesito nada de lo que creía necesitar. Solo respiro. 
Soy perfecta/-o, estoy perfecta/-a.
Soy calma porque no creo ni necesito nada.
Y me escucho.
Gracias".

Así, despertamos del secuestro mental y egocéntrico que sufrimos día a día. Despertamos del sueño donde no somos nosotros, sino lo que dictan las creencias nuestras y de otros.
Y ahora podemos soñar con libertad. El verdadero Sueño. Que no es soñar quienes ya somos o quienes creemos ser. Soñamos con volar. Y al soñar con el potencial de lo que podemos llegar a ser, escuchando nuestro Yo Superior, entramos en acción para conseguirlo. El Sueño se convierte en Acción y la acción en Evolucion.
Es hora de tomar consciencia de las creencias que tenemos de nosotros mismos (soy cariñoso, alegre, decidido, guapo, padre, abogado...) y sin necesidad de tirarlas por la borda, pues nos pueden resultar útiles en el día a día, conectamos conscientemente con nuestra verdadera existencia e identidad. Aquella que se desprende de todo para simplemente ser y existir. Aquella que No Necesita y al no necesitar da y ofrece sin temor a perder nada. Aquella que no pide pruebas sobre si existe o no para reafirmarse. Lejos del ego, que siempre quiere más, para darse pruebas a sí mismo de que existe y creyendo así que de esa manera aprenderá a amarse. 

Es hora de iniciar una nueva manera de vernos, amarnos y respetarnos para así poder hacerlo con los demás. Una nueva manera de visualizar nuestra realidad y sentirnos a nosotros mismos. Un nuevo comienzo. 


Relajacion/Conexión

“Nuestra respiración es la puerta de entrada a la conciencia del cuerpo presente y éste a su vez, al sentirlo, al recorrer sus diferentes puntos de luz nos hace recobrar la conexión física y mental con nosotros mismos y con nuestra Madre Tierra. Y al abrir las cerraduras de la conciencia del cuerpo físico hallamos nuestra verdadera presencia y fuente de luz.
Con conciencia presente (yo estoy), con cuerpo y mente centrados en el instante (yo respiro, yo aparto los pensamientos) y alma abierta y en expansión (yo soy aquí y ahora), observamos nuestra alma, nuestra luz, nuestra energía. La reconocemos como nuestro verdadero Yo, el que conoce lo que de verdad nos acerca a la paz con nosotros mismos y con los demás.”

Meditación

En esta ocasión haremos una meditación brevemente guiada para que cada uno intente conectar con su Yo Superior y escuche, sienta su presencia.
Cierre de Encuentros de Luz

Daremos fin a la sesión compartiendo impresiones, experiencias, pensamientos, sensaciones que se hayan tenido, quien así lo desee.
Repartiremos los mensajes canalizados.
Ofreceremos una oración de agradecimiento a los presentes, los Guías y seres de Luz.

Gracias, gracias, gracias.

Lugar:
BlueMoon Dansa Pilates Ioga,
Avinguda Mónaco, 37, 08917, Badalona.
Fecha y hora:
Viernes, 10 de agosto a las 19 horas.
Recomendaciones: 
Agua.
Ropa cómoda, a ser posible de colores claros.
Esterilla, cojín o mantita para taparte durante la meditación.


Contacto:

Si quieres asistir a Encuentros de Luz o quieres contactar para recibir más información puedes encontrarme a través de facebook o gmail.

encuentrosdeluz.agartam@gmail.com

https://www.facebook.com/Encuentros-de-Luz-209847059572895/
Compartir:

Compartir:



Compartir:

Convocatoria para el 13 de Julio del 2018. Propósito: Las Emociones de Agua



 Imagen relacionada

Las Emociones de Agua son aquellas que provienen del Origen, del Principio, ya sea del Ser Uno (hablando en términos universales) o del elemento que las causó o creó (hablando en términos más concretos y materiales).
Las Emociones de Agua aparecen cuando necesitamos ayuda y necesitamos reconducir otras emociones que, o bien se han desbordado o bien no fluyen.
Tanto por exceso como por defecto, las Emociones de Agua surgen para arrastrar, filtrar, transportar de un lugar a otro esas emociones desbordadas o bloqueadas.. Igual que un rio o igual que el mar.
Ellas nos devuelven al Origen (de la situación, de la conducta o emoción), para verlo todo más claro, con otra visión y otra perspectiva.
Cuando más perdidos nos encontramos o más densos nos sentimos, las Emociones de Agua pueden llegar para sacarnos del agujero. Es la sensación de alivio, es la mirada de relativizar los hechos, es la visión única de que solo hay 2 opciones: seguir en la densidad o dar un paso hacia adelante. Ellas nos muestran ese paso. Y sentimos un abrazo, un calor, sentimos Esperanza, Alegría, nos sentimos capaces, la sensación del Nuevo Comienzo, el Yo Puedo.
Duran pocos instantes, pero dejan la huella para que sigamos por nosotros mismos. Y vienen si las llamamos, y vienen cuando las necesitamos y realmente queremos su ayuda. Ellas siempre respetaran nuestras decisiones. 
Las Emociones de Agua nos ayudan a canalizar, a abrir el tercer ojo, a despertar nuestro hemisferio derecho.
Las Emociones de Agua o también Energía Origen, son nuestras amigas aliadas si estan despiertas y entrenadas.
Si no lo están, duermen, estan latentes y solo surgen en respuesta a estímulos muy intensos de dolor osufirmiento.
La Energía Origen es la paz o lo que los neurólogos llamarían Dopamina (el neurotransmisor  que utilizan las neuronas para comunicarse entre ellas y que entre otras muchas funciones como la muscular, de memoria, motivación o aprendizaje, genera sensaciones de bienestar, felicidad y paz) u hormonas como las Endorfinas.

 La Energía Origen es la paz absoluta, la paz infinita, donde todo suceso posible ocurre y existe en harmonía con su existencia. Y por tanto no hay cabida a la duda o al miedo. Contienen Energía Madre y Padre, contiene el Todo, el Infinito de posibilidades.
La Energía Origen es el Ser Uno. El Ser Uno es energía Origen, pero también muchas más. Aunque las demás provengan de ella.

La Energía Agua u Origen está presente en todo el Universo, incluso en el desierto más árido o el planeta más inóspito. También esta presente en las estrellas y en nuestro Sol.
Entendamos esta Energía como tal y no como el elemento H2O, que vino a posteriori. La Energía Origen creó el Agua como elemento que la identificara, como materia para hacerla posible en el mundo tangible. 
Y el Agua surgió en todas sus infinitas posibilidades de existencia (pues ¿cuántas clases de agua hay sino infinitas?). Todas existen.
Y el Agua dio paso, no solo a nuevos orígenes, principios y posibilidades de existencias infinitas, sino que ofreció su existencia como abrazo para la creación y el mantenimiento de la vida.
Y el Agua, al ofrecer su hogar, sus recursos, su amor inconidcional, ofreció compartir su andar y su camino con todos sus hijos.
Y en ese andar y ese camino, el Agua les ofreció depurar, filtrar, pulir, gastar y renovar, trasladar, conocer todas y cada una de sus vivencias.
Y el ofrecer la Renovación, volvió a abrir la puerta a infinitas posiblidades a las existencias que ya albergaba. Porque si cada existencia podría renovarse cada día, cada momento, cada segundo, se convertía en otra existencia, manteniendo su esencia.
La Renovacion o la Permanencia de vida, es nacimiento y muerte-transformación.
Y cuando el agua empezó a Crear y a Renovar otros Universos fueron posibles. Tantos que el Agua ya era la Energía Origen en sí misma, Creadora, Madre y Padre de todos sus hijos.

Y como la Dopamina, parte importante en nuestra Memoria, la Energía del Agua, de Origen dejó una semilla en nuestros cerebros, en nuestra memoria más antigua para recordar de donde venimos, donde nacimos. Así, soñamos, recordamos nuestra conexión con ella, a veces de otras vidas con recuerdos o sueños de malas experiencias. El Agua sólo transforma, transporta.
Practicando ese recuerdo podremos conectar con ella y con nuestros Hermanos, los Cetáceos, que son los Guardianes aquí en la Tierra, para que esa energía siga su curso de Renovación y Transformación. Y al mismo tiempo se proyecte hacia otros Mundos y Realidades. Porque el Agua (mares, ríos, océanos, lagos...) tiene Memoria y contiene toda la información de todos los procesos y la evolución de nuestro planeta y nuestra Humanidad. Yson los Cetáceos los encargados de recopilar toda esa información y enviarla a otros planos.
Desde otros planos y existencias, recibimos toda esa información y comprendemos. Y al comprender estamos más cerca. Y al acercarnos os "oímos y entendemos" con más claridad, para poder así ayudaros en vuestro proceso evolutivo.

¿Y cómo os afecta en el día a día la Energía del Agua o Energía Origen?. Como guía, como sustento para momentos de dificultad o sufrimiento. Como equlibrio para el resto de emociones y energías.
Como asignatura pendiente para entrenar. Porque al entrenar la Energía Origen, conectamos con el principio de los sucesos, con la perspectiva única: la de que toda existencia es posible y solo podemos mirarla con ojos de respeto, amor y comprensión.
Al entrenar la Energía Origen, conectamos con todas esas infinitas realidades y posibilidades. Tú eres una de ellas, pero tú tienes las infinitas en tu interior.
Si te dejas llevar por las propiedades del Agua, abriras tu tercer ojo al Origen y Él te llevará al nacimiento de todo, a la Renovación y a la Transformación.
Si conectas con el agua, pides ayuda a los Hermanos Cetáceos y ellos te pondran en contacto con la ventana abierta al Universo de infinitas posibilidades. Existencias Infinitas.
Abre tu Alma al Agua, abre tu tercer Ojo al Origen. Comienza el viaje.

Relajacion/Conexión


“Nuestra respiración es la puerta de entrada a la conciencia del cuerpo presente y éste a su vez, al sentirlo, al recorrer sus diferentes puntos de luz nos hace recobrar la conexión física y mental con nosotros mismos y con nuestra Madre Tierra. Y al abrir las cerraduras de la conciencia del cuerpo físico hallamos nuestra verdadera presencia y fuente de luz.
Con conciencia presente (yo estoy), con cuerpo y mente centrados en el instante (yo respiro, yo aparto los pensamientos) y alma abierta y en expansión (yo soy aquí y ahora), observamos nuestra alma, nuestra luz, nuestra energía. La reconocemos como nuestro verdadero Yo, el que conoce lo que de verdad nos acerca a la paz con nosotros mismos y con los demás.”
Meditación
Desde esta visión, entraremos en la Meditación conectando con los Elementos y Principios del Agua y el Origen.  Lo haremos desde la visión humana y las dificultades o bloqueos que nos encontramos en el día a día, pero también desde la visión cosmólogica para conectar con la Energía Origen en sí misma, con los Hermanos que la proyectan a otros planos e intentaremos reactivar nuestra Memoria del Agua para comprender nuestro propio origen.
Cierre de Encuentros de Luz

Daremos fin a la sesión compartiendo impresiones, experiencias, pensamientos, sensaciones que se hayan tenido, quien así lo desee.
Repartiremos los mensajes canalizados.
Ofreceremos una oración de agradecimiento a los presentes, los Guías y seres de Luz.

Gracias, gracias, gracias.

Lugar:
BlueMoon Dansa Pilates Ioga,
Avinguda Mónaco, 37, 08917, Badalona.
Fecha y hora:
Viernes, 13 de julio a las 19 horas.
Recomendaciones: 
Agua.
Ropa cómoda, a ser posible de colores claros.
Esterilla, cojín o mantita para taparte durante la meditación.


Contacto:

Si quieres asistir a Encuentros de Luz o quieres contactar para recibir más información puedes encontrarme a través de facebook o gmail.

encuentrosdeluz.agartam@gmail.com

https://www.facebook.com/Encuentros-de-Luz-209847059572895/
Compartir:

Compartir:

Convocatorias Anteriores